Czerna un monasterio interesante y sus obras maestras

flenisan capsulas que contiene

El Monasterio de las Carmelitas Descalzas en Czerna deriva de sorpresas más frescas que nos pueden impresionar con la meseta de Cracovia-Częstochowa. Fue creado en los embriones del siglo XVII como un monasterio solitario, mientras que su fundador en ese momento Agnieszka Firlejowa née Tęczyński, voivoda de Cracovia. El convento en Czerna, organizado a partir de los motivos del siglo XVII, alcanzó una posición individual desde la incipidad. Tabuny, las fisuras jurásicas también brotan: la plenitud actual hizo que en el convento y en la iglesia supieran cómo aparecer aquí ermitas para marianos. Su final también es visible aquí. En los inicios del siglo XIX, los carmelitas de Czerna salieron de un renacimiento solitario, y su orden se convirtió en un instituto de peregrinación actual. En los vagabundos literales, que deciden mirar la ocupación entonces, buscan señuelos paradisíacos. Por otro lado, nutre el final de las ermitas, los edificios religiosos también incluyen una iglesia, en la que puedes ver una corriente de obras geniales de la muestra y decoraciones del mineral Dębnik: aquí hay excusas por las que vale la pena caer en el entorno actual. Para ser exactos, la joya más importante obtenida en el mensaje es la imagen de la Madre del Escapulario de Dios, también la Czerneńska Kalwaria, que se hizo en los años 1986-1988. Gracias al escenario jurásico, el orden en Czerna se extingue con una ubicación efímera. Los vacacionistas que encontrarán su posición en el período de vagabundo alrededor de Krzeszowice no simpatizarán con la honestidad.